¿Quién quiere Pancakes?

A quién no le gustaría levantarse y sentir el delicioso olor de un desayuno recién hecho… Huevos, bacón, frutas frescas, tostadas con mantequilla, un rico café con leche… Y pancakes! Unos esponjosos y calenticos pancakes acabados de hacer. Creo que a cualquiera se le hace la boca agua.

Los pancakes son una mezcla bastante simple de harina, leche y huevos. En algunas partes se le añade polvo de hornear, lo que permite que se vuelvan esponjosos, tipo cake, y en otros lugares, no se utiliza ningún tipo de levadura, pues el objetivo es que queden planitos, como una tortilla muy delgada. Se acompañan de siropes dulces, frutas, mermeladas, chocolate, pero también de otros alimentos salados, como quesos, embutidos, bacón… La variedad que existe tanto en la manera de hacerlos, como en la manera de comerlos es casi infinita.

Algo que me sorprendió mientras investigaba un poquito antes de escribir este post, es que algunos estudiosos afirman que hay evidencia arqueológicoa de que los pancakes son tan antiguos que probablemente fueron una de las primeras formas en que se comenzó a consumir cereal en sociedades prehistóricas. También me sorprendió saber que son conocidos y degustados en muchos países de África y Asia, incluidos China, Japón y Corea, entre otros.

En América y Europa también son muy conocidos, y se utilizan fundamentalmente como parte de los desayunos, y a veces como postres.

Vieja y maltratada caja de "Arepas" cubanas.
Vieja y maltratada caja de “Arepas” cubanas.

En Cuba a los pancakes se les conoce como arepas, y seguramente aquellos cubanos que me leen y vivieron en Cuba en los años 80 y 90 recuerdan esas cajitas blancas de cartón con la torrecita de arepas pintada afuera que ya traían la masa casi lista (creo que solo se le añadía agua y huevo) Después vino el período especial y se acabaron las cajitas, la harina, los huevos, y hasta la leche. Creo que hubo unos cuantos años en que las arepas se hundieron en el olvido. Después poco a poco fueron resurgiendo, pero ya no había cajitas, sino que se hacían en la casa. Mi mamá las hacía casi siempre los domingos y a mí me encantaba comerlas con mantequilla y miel. Aún son mi manera favorita de comerlas. Años después era yo quien se las preparaba a mis niños, y a mi esposo, hasta que  llegamos aquí y vimos que había montones de cajitas ya preparadas, y hasta pancakes ya hechos y congelados, solo para calentar. La novedad nos hizo comprarlos y por un corto espacio de tiempo eran esos los que comíamos, hasta que un día decidí hacerlos en la casa, recordando los viejos tiempos, y nos dimos cuenta todos, incluidos los niños, que la diferencia era abismal. Cuando los comienzas a hacer en casa, nunca más quieres volver atrás. Además son super sencillos y rápidos de preparar, y hasta puedes hacer tu propia mezcla (como la de las cajitas) y solo incorporarle un par de ingredientes a ultima hora, mezclar, y cocinarlos.

Te invito a que hagas la prueba y me cuentes. Además puedes variar de tantas maneras la mezcla que creo que estarías disfrutando pancakes diferentes por varias semanas sin repetir. Poco a poco iré compartiendo algunas variaciones, pero hoy les comparto la receta básica, (simple pero deliciosa) a partir de la cual vendrán casi todas las demás.  Espero que se animen a hacerlos, en especial mi amiga Vivi que me ha preguntado muchas veces por esta receta 😊

 

Quién quiere Pancakes?
Author: Sol
Prep time:
Total time:
Serves: 8 pancakes
Ingredients
  • 1 taza de harina (puede ser blanca, integral, o una combinación de ambas)
  • 1 cucharada de azúcar
  • 1 cucharadita de polvo de hornear
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato de sodio
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 3/4 taza de leche
  • 2 cucharadas de vinagre blanco
  • 1 huevo
  • 2 cucharadas de mantequilla derretida
  • 1 cucharadita de vainilla
  • mantequilla extra para cocinar los pancakes
Instructions
  1. Primero vas a mezclar la leche con el vinagre en una taza de cristal y dejarlo a un lado por 5 minutos. Es importante que no se te pase del tiempo.
  2. Mientras combinas en un pozuelo todos los ingredientes secos, es decir, la harina, el azúcar, el polvo de hornear, el bicarbonato de sodio y la sal. Revuelves bien.
  3. Bates el huevo con la mantequilla derretida, la vainilla y la leche ‘agria’.
  4. Y ahora incorporas la mezcla seca en la mojada, es decir, la mezcla de harina, azúcar, etc la incorporas a la de leche, huevo y mantequilla.
  5. Bates ligeramente hasta que esté todo incorporado, no debes batir demasiado, ni muy fuerte, sólo hasta que esté bien mezclado, si quedan algunos pedacitos de harina, no importa.
  6. Ya tienes la masa lista, ahora calientas una sartén, griddle, plancha, o dondequiera que vayas a cocinar tus pancakes (debe ser una superficie que NO se pegue).La engrasas ligeramente con mantequilla, y comienzas a añadir 1/4 de taza de la masa.
  7. Cocinas cada pancake hasta que comiencen a salirle burbujitas por arriba, en ese momento le das la vuelta y lo cocinas por el otro lado hasta que este doradito. Se hacen muy rápido, así que no te descuides!
Notes
Para acompañar estos deliciosos pancakes, puedes usar mantequilla, sirope, miel, frutas, nueces tostadas y caramelizadas, queso, mantequilla de maní, en fin, cualquier cosa que te apetezca!

    Comments

    comments

    You may also like

    2 Comments

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *